El dia negro

Con todo el material preparado, el arco montado, la cuerda encerada, las flechas bien emplumadas. Un calentamiento previo por poner el cuerpo a tono. En la linia de tiro, 12 metros hasta la diana, que es lo que mide el garaje de casa, repaso mentalmente los pasos a seguir antes de disparar la flecha. Todo correcto.

Empiezo y … seis flechas dispersas por el “parapeto”, ???, que ha pasado ???, vuelvo a la linea de tiro y me lo tomo con más calma. Seis flechas mas, estas con una buena agrupacón. Parece que va bien. Seis flechas más y volvemos a dispersarlas por la diana. Salen los nervios, aunque no lo quiero reconocer, 6, 12 … 48 flechas y no consigo encontrar lo que pasa. Será problema de la dejada? cojo el arco con demasiada fuerza o lo dejo demasiado libre?, salen las dudas y cada vez peor, me parece que se el momento de dejar el entrenamiento por hoy, mañana será otro día.

Os ha pasado esto alguna vez? mi postura es de rendición o es correcto parar cuando las cosas no salen bien y dejar pasar unas horas?

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s